Comparte esta noticia:

Con motivo de la celebración del Gran Premio de España de Motociclismo en el Circuito de Jerez durante los días 1, 2 y 3 de mayo, la Dirección General de Tráfico, en colaboración con los Ayuntamientos de la zona, pone en marcha un dispositivo especial de vigilancia y asistencia a los miles de motoristas que desde toda España y otros países europeos se trasladan hasta el mencionado circuito.

Las medidas especiales de vigilancia estarán activas desde el jueves 30 de abril, en previsión de los desplazamientos para asistir a los entrenamientos previos y continuarán durante todo el fin de semana.

DISPOSITIVO

Tráfico ha preparado un dispositivo especial de vigilancia y ayuda a la circulación, que contará con la presencia de agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil en los principales ejes viarios del país, así como patrullas especiales de vigilancia, con helicópteros que realizarán vuelos en el entorno del circuito y que sobrevolarán también las principales vías del país. Como en 2014, se desplazará el helicóptero PEGASUS para controlar los excesos de velocidad.

Este operativo se completará con medidas especiales para la festividad del 1º de Mayo, fiesta en toda España y 2 de Mayo, fiesta de la Comunidad de Madrid.

Como refuerzo del operativo se realizará una vigilancia específica sobre conductas arriesgadas y conducción peligrosas. También se incrementarán los controles de alcoholemia, de velocidad y controles de documentación obligatoria.

Para facilitar la circulación de los vehículos, se han establecido medidas especiales en:

– Eje del Mediterráneo. Carreteras A-92, N-340, A-7, A-381 y A-382.

– Eje del Centro. Desde Madrid por A-4/N-IV (Autovía de Andalucía) y AP-4.

– Eje del Noroeste y Portugal. Carreteras A-66, N-630 y A-49.

El Centro de Gestión de Tráfico del Suroeste y la Jefatura Provincial de Tráfico de Cádiz han establecido un plan de medidas especiales para la regulación de la circulación en las vías de acceso y salida del circuito, al objeto de facilitar en lo posible la fluidez y seguridad del tráfico en la zona que se estima en más de 275.000 movimientos de vehículos.

Una mejora importante, que se ha mantenido durante las últimas ediciones con buen resultado, consiste en la habilitación de una zona de acampada al lado del circuito, en vez de la que se venía utilizando que se encontraba al otro lado de la autovía, lo que evitará riesgos importantes para algunas personas que cruzaban la autovía.

Además de los radares fijos para el control de la velocidad, los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil establecerán puntos de verificación de la velocidad con vehículos equipados con radar en tramos de carretera de las inmediaciones del circuito donde en años anteriores se detectaron conductas de riesgo y utilizarán vehículos camuflados para la detección de infracciones en movimiento.

Igualmente se establecerán controles de alcoholemia y drogas en diferentes puntos para disuadir de la conducción bajo efectos del alcohol.

MEDIDAS ESPECIALES

Comparte esta noticia:

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.