Comparte esta noticia:

¿Cómo un conductor de motocicletas puede mejorar su eficacia para prevenir accidentes de circulación? ¿Cómo se debe reaccionar para optimizar la respuesta al accidentado? A estas preguntas se ha dado respuesta en las IV jornadas de Prevención y atención en accidentes de motocicleta organizado por Consemo (Conducción Segura en Moto, la Universidad San Pablo Ceu y Aesleme el pasado día 16 de noviembre. Nacho García Saiz, técnico de seguridad vial de Fundtrafic, ha estado allí y así nos lo cuenta.

La jornada contó con la ponencia y la experiencia personal de Bernard  Schieber, fundador de CONSEMO, quien indicó que ‘la seguridad depende de de cada uno y cada uno debe tratar de hacer todo lo posible para mejorarla sin evadir responsabilidades’. Durante su participación destacó que el objetivo principal de la asociación es evitar que la gente sufra accidentes y que disfrute en la moto. Continuó la profesora Nuria Guisández, Perito Sanitario y Toxicóloga Forense de la Universidad Complutense de Madrid, que habló de los efectos del alcohol en la conducción, ofreciendo datos de la investigación que está realizando con un simulador de conducción. La profesora  concluyó que siempre que se toma alcohol hay pérdida de agudeza visual y que la cantidad optima para ponerse a los mandos de un vehículo debería ser 0.

Posteriormente, el profesor Juan Andrés Mesa Jiménez, Fisioterapeuta y Director del Máster de dolor Orofacial y disfunción Cráneo-Mandibular de la Universidad San Pablo CEU,  impartió una clase magistral sobre los vértigos y mareos y explicó  el funcionamiento del oído y la vista en el control del equilibrio. Incidió así en la necesidad de llevar una correcta  posición del cuello para que no disminuya el riego sanguíneo al cerebro. Además, destacó la necesidad de llevar un control de medicamentos y la importancia al manillar de un simple resfriado, el cual puede afectar a nuestro equilibrio en la moto debido a su relación indirecta con el oído.

A continuación, el profesor José Antonio Martín Urrialde, Fisioterapeuta y Director del Máster de Fisioterapia Invasiva de la Universidad San Pablo CEU, abordó las posturas básicas de conducción en moto, postura ideal en función de los ángulos formados por la tibia y fémur, y por la columna vertebral y el fémur; los cuales deben aproximarse a  80-90 º. También incidió en la importancia de una buena postura para estar poder responder ante un imprevisto y evitar el adormecimiento de las extremidades, la cual puede provocar un aumento en el tiempo de respuesta ante imprevistos.

Además pudimos observar una demostración in situ mediante un  electromiograma donde se indicaba la importancia de los músculos abdominales y de la espalda en la prevención de lesiones en las vertebras. El profesor nos informo de los sistemas que disponemos para que la amortiguación de la columna vertebral sea óptima;  musculatura en la región abdominal, la musculatura de la espalda y crear una cámara de aire cerrando vías aéreas e impidiendo la perdida de presión por los esfínteres.

 El profesor nos dejo un Top five  postural:

1-La posición correcta en moto es en la que se produce el efecto punta, paradigma de moto ergonómica, la punta recae en los pies.

2-Evitar hiperextensión del cuello

3-Brazos relajados y peso mínimo en las muñecas

4-Control de músculos del abdomen y esfínter cerrado

5-Piernas y rodillas actúan como segundas manos.

Juan Antonio Martínez Garrido formador y coordinador de Aesleme,  Asociación para el estudio de la lesión medular espinal,  destacó el cambio que se produce en la vida de una persona por el hecho de sufrir un accidente en la medula espinal, abriendo los ojos a los asistentes sobre la realidad y el día a día de un persona que sufre estas discapacidades. Este tipo de accidentes genera un impacto brutal a nivel personal, social, laboral y económico, que en muchas ocasiones sobrepasa la perdida física de movilidad.

Por último, Víctor Plaza Franco, Responsable de la División de Emergencias y técnico en emergencias médicas realizó un taller práctico sobre el PAS; Proteger, Avisar y Socorrer.

Imágenes cedidas por Mark B. Duncan

de Enfoqueatres.es

¿Qué debemos hacer ante un accidente?

Proteger: a nosotros mismos para no ser víctimas de otro siniestro y a los heridos para que no sufran más daño. Debemos  señalizar el peligro creado mediante triángulos de señalización, chalecos reflectantes, la moto como objeto señalizante, etc.

Avisar: informar al 112 de la ubicación del accidente, número de heridos, gravedad de estos, realizar el acompañamiento de los heridos en esos momentos difíciles…

Socorrer: si disponemos de los conocimientos necesarios socorreremos a los heridos pero, si no es el caso, lo cual es lo habitual, no haremos nada y mucho menos quitar el casco a un accidentado, pues ello puede provocar una lesión medular.

En este punto siempre surge la controversia de si debemos realizar RCP (reanimación cardio-pulmonar) a un accidentado de moto y claro para ello, previamente, hay que quitarle el casco.

Para ilustrar el caso,  se realiza un simulacro y se buscan las constantes vitales en un accidentado de moto, lo cual implica una dificultad muy importante debido a la ropa motociclista. La vestimenta protege en caso de accidente pero evita un fácil diagnostico sin manipular al sujeto y el hecho de extraer el casco es traumático a no ser que sea realizado por profesionales dotados de los medios y de los conocimientos necesarios.

Por ello concluye la jornada centrándose en la importancia de Proteger y Avisar y dejando el Socorrer para el personal médico debidamente capacitado para actuar y,por supuesto, NO QUITAR EL CASCO, si no hemos recibido un amplio entrenamiento especifico en dicho procedimiento.

Comparte esta noticia:

3 Respuestas

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.