Comparte esta noticia:

En 2012, un total de 145 jóvenes perdieron la vida en accidentes de tráfico. Aunque es un 25% menos que el año anterior, sigue siendo la primera causa de mortalidad entre los jóvenes de 15 a 25 años. Una ‘conducción gradual’ y la ayuda de la tecnología, se presentan como algunas de las medidas de prevención que pueden reducir el riesgo de los jóvenes al volante en opinión de Julio Laria, creador del libro ‘Mortalidad de jóvenes en accidentes de tráfico’.

 

‘Nada mata tanto en nuestro país como los accidentes de tráfico’ en esta edad, ha querido resalta la directora de Tráfico, María Seguí, quien ha estado en la presentación de este libro. Y es que ‘lo cierto es que qué mal estuvimos antes, si ha día de hoy sigue siendo la primera causa de muerte en nuestros jóvenes’, ha añadido. El evento también ha contado con la asistencia de Pedro Piqueras, director de Informativos de Telecinco y autor de prólogo, quien ha hecho referencia a la diferencia existente entre el antes y el ahora. ‘Cuando tenía 18 año y viajaba, lo normal era ver accidentes de tráfico en la carretera. Afortunadamente, nuestras vías han mejorado. Hay que seguir luchado y no bajar la guardia’. Y es que a día de hoy ‘no podríamos aguantar una enfermedad que provocase tantas víctimas’, ha indicado.

El libro, de Fundación Mapfre, indica que las velocidades máximas y medias aumentan especialmente los fines de semana. Igualmente, la edad de los conductores desciende drásticamente durante estos tres días. Con todo ello, se ha destacado el conocido como ‘efecto novia’. ‘Son los hombres los que suelen llevar el coche durante el fin de semana’, indica Julio Laria, director general del Instituto de Seguridad Vial de la fundación.

Con todo ello, se aboga por la ‘conducción gradual’, un sistema que permitiría a los jóvenes incorporarse de manera escalonada a la conducción con algunas limitaciones, como determinados horarios en lo que no deben conducir o hacerlo acompañados por un conductor experto (conducción acompañada). Igualmente, se ha hecho hincapié en la importancia de las nuevas tecnologías. ‘La incorporación de tecnología les permitirá minimizar sus errores y llevarles a situaciones de poco riesgo’. Como ejemplo, se han destacado el avisa cinturones o el aviso de salida involuntaria del carril. ‘Estos sistemas no están en el 20% del parque motor’, afirma Laria.

Por último, se ha querido realizar una llamada de atención a todos aquellos que ceden los coches más viejos a los jóvenes que se acaban de sacar el carnet de conducir. ‘Que el niño destroce el coche viejo cuando debe ser todo lo contrario’, advierte el autor del libro. ‘Es muy importante el vehículo que damos a nuestros jóvenes. Debe ser el mejor equipado en términos de seguridad vial’, ha finalizado la directora de la DGT.

Comparte esta noticia:

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.